El cuerpo humano está compuesto de agua en un 70%, y es que es un elemento vital para nuestra vida, ya que nuestro organismo la necesita para poder llevar a cabo todas sus funciones de manera correcta. El agua que ingerimos está presente en las reacciones que se producen en las células, en el transporte de nutrientes (proteínas, vitaminas, hidratos de carbono, minerales y oxígeno), así como en la regulación de nuestra temperatura corporal. Además, sirve para eliminar las sustancias de desecho, procedentes del metabolismo interno del cuerpo; actúa como lubrificante de los tejidos y articulaciones, y es el componente esencial de muchos líquidos de nuestro organismo, como la saliva, los jugos gástricos, etc.

Las necesidades de líquido pueden variar según la edad, el sexo y la actividad diaria de cada persona, además de las propias condiciones físicas y/o medio ambientales. Pero una buena recomendación general es beber aproximadamente de 2 a 2.5 litros de agua al día. Si llegamos a esta ingesta, evitaremos padecer los síntomas de la deshidratación. Un artículo de la revista electrónica Vivir más y mejor, comparte seis cosas que suceden en nuestro cuerpo cuando no está bien hidratado:

  • Disminución del rendimiento intelectual. Está demostrado que la falta de líquidos en nuestro organismo afecta a la actividad intelectual, en especial a la atención y a la memoria. Los síntomas comienzan a ser significativos a partir de las 9 horas de hidratación inadecuada.
  • Mala circulación. Otro de los riesgos derivados de la deshidratación es la formación de coágulos. La razón es que, al tener menos agua, nuestra sangre está menos líquida y es más propensa a coagularse. Afecta sobre todo a las extremidades inferiores, provocando sensación de dolor, hormigueo, tirantez y sensación de picor.
  • Mala digestión. El agua es el ingrediente fundamental para que nuestro intestino funcione correctamente. Sin ella, la digestión se vuelve mucho más lenta y se forman acumulaciones de desechos en el intestino grueso, provocando estreñimiento. Si esta acumulación persiste puede derivar en inflamación, dolor en el colon o incluso infecciones.
  • Infección de orina. Una persona que no bebe suficiente agua a lo largo del día, provoca que sus riñones se enfrenten a un trabajo mucho más duro de filtración debido a la falta de agua. Beber suficiente agua puede evitar exponencialmente el riesgo de sufrir problemas relacionados con infecciones en riñones y vejiga.
  • Retención de líquidos. Al tomar mucho líquido, eliminamos con él las toxinas que se encuentran en nuestro organismo. En cambio, si no hidratamos nuestro cuerpo de forma constante, este comenzará a retener líquidos, provocando aumento de peso inexplicable, hinchazón en las piernas, tobillos y abdomen.
    img

    Photo by Julia Zolotova from Pexels

  • Dolor de cabeza. Cuando los niveles de agua de nuestro organismo se ven reducidos de forma significativa, el cuerpo trata de conservar el fluido restante. Para ello, se activan una serie de mecanismos que contraen los vasos sanguíneos, reduciéndose el flujo tanto de oxígeno como de sangre al cerebro. Como resultado, se producen fuertes dolores de cabeza, que agudizan los cambios repentinos de carácter y pueden provocar sensación de fatiga o incluso depresión.

Así que ya lo sabes, es muy importante que te mantengas hidratado. No esperes a tener sed para beber agua, ya que en ese punto tu cuerpo está deshidratado; ten a la mano un frasco con agua o alguna infusión, para que durante el día puedas estar bebiendo pequeñas cantidades de líquido cada cierto tiempo. Por otro lado, consume una buena cantidad de frutas y verduras, ya que además de aportar a tu hidratación, suministran al cuerpo vitaminas y minerales.

Francisco Maraver, presidente del Comité Científico del Instituto de Investigación Agua y Salud (IIAS) y profesor en la Universidad Complutense de Madrid, afirma:

"Es fundamental promover la educación sobre la importancia de una hidratación adecuada para alcanzar un estilo de vida saludable pleno en todos los ámbitos y etapas de nuestra vida".



Fuentes:

https://vivirmasymejor.elmundo.es/cuidate/que-ocurre-si-no-nos-hidratamos-correctamente

https://crearsalud.org/falta-de-hidratacion/

https://crearsalud.org/importancia-hidratar-correctamente-cuerpo/

https://www.sabervivirtv.com/medicina-general/senales-mala-hidratacion_1602